Nuestra Historia, Nuestro Propósito2017-04-27T19:28:30+00:00
Nuestra Historia

El origen de la Iglesia Católica en Arizona se puede seguir al año 1539. Un fraile Franciscano llamado Marcos de Niza atravesó por el Golfo de California a un territorio norteño que nunca había sido explorado. El fraile plantó una cruz en la tierra y le llamó «el nuevo reino de San Francisco.» Es por esto que es conocido como el descubridor de Arizona y Nuevo México.

En el día 2 de diciembre de 1969, la Diócesis de Phoenix fue establecida por el Papa Pablo VI, que ahora es dirigido por el Reverendísimo Obispo Thomas J. Olmsted.

Ese mismo año, la población católica de la diócesis llegó a ser 200,000 y tenía 51 parroquias, 61 misiones y 182 sacerdotes diocesanos y religiosos.

Hoy día, la Diócesis de Phoenix es hogar a más de 1.1 millones de católicos que incluye una representación de comunidades hispanas, filipinos, nativos americanos, vietnamitas y africanos.

Nuestro Propósito

Juntos seguimos al Papa Francisco, nuestro Santo Padre, que nos inspira a ser discípulos misioneros:

“Cuando pensamos en irnos muy lejos de aquí, a la periferia extrema, nos puede dar un poco de temor, pero Dios ya está ahí. Jesús nos espera en los corazones de nuestros hermanos y hermanas, en sus cuerpos heridos, en sus adversidades, en su poca fe.”

Queridos hermanos y hermanas en Cristo, éste es el espíritu misionero que hoy necesitamos. Nuestro llamado es de compartir nuestra alegría como discípulos y de revelar la luz de Cristo a los demás, así encendiendo corazones para recibir a nuestro Señor.

Juntos, por medio de nuestras parroquias, escuelas y ministerios, podemos aprovechar de los instrumentos de evangelización y de seguir adelante como discípulo misionero de Cristo.

Together Let us Go Forth! ~ ¡Juntos Sigamos Adelante!

Apoya la Campaña

La Campaña es mucho más que “construir” edificios y de crear programas; es una visión de discipulado y de evangelización. Tenemos la mirada puesta hacia adelante con la misión de llevar la Buena Nueva al ser testigos de la fe, siguiendo el ejemplo de los santos que trajeron a Cristo a nuestra diócesis.  ¿Quiere unirse a nosotros?

Haga su donativo.